Reflexiones diarias, súplicas y oraciones

Viernes, 05 de mayo de 2023

1. Reflexión

(130) + Un secreto del alma. Vilna 1934

Una vez, cuando el confesor me mandó preguntar al Señor Jesús por el significado de los dos rayos que están en esta imagen [113]; contesté que sí, que se lo preguntaría al Señor.

Durante la oración oí interiormente estas palabras: Los dos rayos significan la Sangre y el Agua. El rayo pálido simboliza el Agua que justifica a las almas. El rayo rojo simboliza la Sangre que es la vida de las almas … Ambos rayos brotaron de las entrañas más profundas de Mi misericordia cuando Mi Corazón agonizante fue abierto en la cruz por la lanza.

Estos rayos protegen a las almas de la indignación de Mi Padre.  Bienaventurado quien viva a la sombra de ellos, porque no le alcanzara la justa mano de Dios.  Deseo que el primer domingo después de la Pascua de Resurrección sea la Fiesta de la Misericordia.

+ Pide a Mi siervo fiel [132] que en aquel día hable al mundo entero de esta gran misericordia Mía; que quien se acerque ese día a la Fuente de Vida, recibirá el perdón total de las culpas y de las penas.

 + La humanidad no conseguirá la paz hasta que no se dirija con confianza a Mi misericordia.

 + Oh, cuánto Me hiere la desconfianza del alma.  Esta alma reconoce que soy santo y justo, y no cree que Yo soy la Misericordia, no confía en Mi bondad.  También los demonios admiran Mi justicia, pero no creen en Mi bondad.

Mi Corazón se alegra de este titulo de misericordia. Proclama que la misericordia es el atributo más grande de Dios. Todas las obras de Mis manos están coronadas por la misericordia (Santa María Faustina Kowalska, La divina Misericordia en mi alma, Diario, 299-301).

2. Súplicas:

  • Pidamos la gracia de reconocer que todos somos hermanos, la Iglesia es nuestra Casa y Dios es nuestro Padre.
  • Oremos por los que tienen el odio en sus corazones y por todos los que no confían en el Señor.
  • Por nuestra humanidad doliente,
  • Por las almas del Purgatorio,
  • Por las intenciones de la Virgen María,
  • Por nuestra Santa Iglesia Católica,
  • Por nuestras intenciones personales.

3. Propósitos del día:

Acercarme al Señor con una actitud de los hijos de Dios.  

4. Oración Final:

Oh Amor Eterno, deseo que Te conozcan todas las almas que has creado. Oh Mi Buen Jesús Misericordioso, Rey de Misericordia, confío en Ti y solo en Ti espero. Amen ¡JESÚS, EN TI CONFÍO! (cf. Diario 302).

Libro correspondiente a estas reflexiones: Disponible aquí.

Colabora si puedes         

[code_snippet id=12]